REPORTAJE DE LA FINAL DE ORIO por Draco, Flagrant, Greatmike, Karma y Slumdar (ACTUALIZADO)

EL REPORTAJE FOTOGRÁFICO DE KARMA Y FLAGRANT

La primera noche coincidimos con Benito Lertxundi. Así que nos ponga el la canción de fondo al reportaje fotográfico. PLAY (Baldorba de Benito Lertxundi. )

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

LA VISIÓN DE SLUMDAR (BSO propia)

LA CRÓNICA DE GREATMIKE

Amanecía en Francia. Claros y nubes, fresco en la sombra y calor al sol. Contrastes, como lo era mi presencia atea en un lugar tan católicamente significado: Lourdes. El día anterior fue de lo más divertido para un motero como yo. Salida desde Vielha hacia la ciudad santa, pasando por los coles de Peyresourd, Aspin y Tourmalet, echando un vistazo por la zona de nieve perpetua de Gavarnie. Una jornada extraordinaria, más o menos como lo estaba siendo el periplo iniciado en Sevilla con los Pirineos como objetivo.

Y sin embargo, era un día especial, tanto que el pellizco en el estómago me impidió desayunar por primera y única vez en todo el viaje. 200 km más tarde, dos horas más tarde, enfilaba la avenida del hipódromo de Lasarte para dejar las cosas en el hotel. Y apenas dos horas más después, tras unos pinchos apresurados y varias vueltas intentando encontrar el polideportivo, aparcaba en el lugar de la cita.

Ya estaba en Orio, parando junto a un grupo de personas.

Al bajar de la moto, todos me miraban. Normal, nadie me conocía, y me presenté – “Hola, soy Greatmike…”- con una mezcla de vergüenza y placer que no experimentaba desde hacía años.

Lo primero que uno hace es ir hacia Panasuzuka. Mira que había gente, pero es que este hombre tiene un magnetismo especial. Luego se presentó Incubus, el anfitrión perfecto, y luego los demás. Quizá mi cara no reflejaba la emoción que sentía, pero era mucha.

A partir de ahí mis recuerdos transcurren como lo harían en un sueño. A veces nítidos, a veces en una nebulosa, siempre en forma de flashes que se quedan grabados a fuego. Un tapón de Lagartija, una falta flagrante que le hago a Slumdar, mi primera canasta en el partido que además era mi primer lanzamiento y resultó ser un triple… mucho cansancio por lo largo que eran los cuartos y porque las lesiones, Rodolfo; el rodaje del film, Flagrant, y la falta de forma de alguno me hace jugar más minutos de los que pensaba. La crónica del encuentro creo que es cosa de Gwendi, yo solo diré que al final ganamos los Keepers, pero era lo de menos porque en el fondo no había ganadores ni perdedores, todos éramos parte de un grupo en el que me sentí integrado casi desde el primer momento.

Por la noche, la cena en la Sociedad Gastronómica fue inolvidable. No todo el mundo tiene la suerte de ser invitado a una de ellas, ni siquiera viviendo en la misma zona, así que suponía un honor para un puñado de forasteros que conocieron en persona al anfitrión apenas unas horas antes. Eramos tantos que no pude tratar con todos, pero entre la ensalada y el embutido tuve la fortuna de hablar bastante con Slumdar de música, vivencias y su abuelo, y con Rodolfo Fierro, Lagartija, Ikerinho, Russkyi, Cap Centollo o Javielín. Un placer enorme hablar de deporte, viajes, libros… un poco de todo. Y que Draco entrase en el redil de la Fórmula 1.

Entre alabanzas merecidísimas a los chefs Iosu e Incubus desfilaron por la mesa besugo y rape, jugosos y en su punto, acompañados de una salsa simplísima de aceite, ajo y guindilla. Simple, pero que alcanzaba con el pescado un punto de equilibrio picante-suave nada fácil de conseguir, y que daba la medida exacta de los chefs: cracks absolutos. Aunque no la necesitaban, contaron con la confirmación de los chuletones.

Comenzaba la sobremesa, y alrededor del queso de Idiazábal con membrillo se formaron espontáneamente grupitos entre los que destacaba el que contaba con Panasuzuka. Inolvidable un momento en el que hablaba de música y se le oyó decir a voz en grito “el bacalao es una mierda”… en un momento en el que en la mesa de detrás degustaban precisamente bacalao. Por esas cosas del azar acabé junto a Russkyi integrado en un grupo donde estaban las chicas de la reunión. Deliciosa conversación, donde uno se daba cuenta perfectamente de que el grupo humano de los chicos era de tanta calidad porque, entre otras cosas, las respectivas eran sobresalientes. Felicitaciones en especial para Olga y el centollito que anida en su interior.

Una pena que tras la cena hubiera desbandada. Comprensible, en unos casos porque los regresos eran largos y en otros porque se arrastraba las consecuencias de la fiesta del la noche anterior más el partido y la copiosa cena. Y es que la mayoría no estamos para estos trotes, pero dio tiempo a tomar una copa con el omnipresente Panasuzuka, Flagrant, Flags Woman y Docass. Queda entre nosotros la conversación, pero el calificativo de agradable se queda corto.

Bien avanzada la madrugada, aunque ya llevaba algún tiempo en la cama, mis ojos seguían abiertos y mi mente despierta. Acababa de poner caras a unos nicks, acababa de estrechar unos lazos que difícilmente se van a soltar.

El despertador sonó muy pronto, demasiado, pero había que ir a la Playa de la Concha, animar a Orio y disfrutar de las traineras. Eramos pocos pero buenos (Lagartija, Russkyi, señora y chiquitín, Carcan, Incubus y yo mismo) y nos dispusimos a disfrutar el día de sol magnífico con el que la Bella Easo nos obsequió a nuestra llegada. Una llegada que no estuvo del todo clara que fuese a tiempo, porque Orio disfruta de una comida y una gente fabulosa, pero una expendedora de billetes de tren al nivel de lo que piensa Panasuzuka de la música bakalao. También pudimos comprobar que si los ojos de Nojavino son de por sí pequeños, cuando tiene sueño parecen dos puñaladas en un melón.

Incubus nos comentó lo más importante que debíamos saber para apreciar el hundimiento deportivo, no literal, de la trainera favorita y una emocionante regata, tras la que dimos una vuelta por la ciudad vieja con la intención de saborear unos cuantos pinchos. Aquí se unió Javielín acompañado de su dueña y señora, que nos sugirieron acercarnos a un sitio llamado la Olla negra, o algo así, donde tuve ocasión de probar un pincho llamado Café de jamón.

Te ponen por delante lo que parece ser un café con leche servido en taza acompañado de dos galletas, pero que es en realidad un caldo espeso de jamón ibérico acompañado de mollejas de cordero y que no puede estar más delicioso. Luego, tras un largo paseo, volvimos a la estación de tren y luego a Orio, para despedirnos de Incubus y el fin de semana.

La experiencia no pudo ser más extraordinaria.

Y las ganas de repetirla comenzaron en el mismo instante en que llegué a mi hotel.

Besos a tod@s.

LA CRÓNICA DE DRACO

Señores viajeros, próxima parada: ¡ORIO!

Sí, el tren cada-vez-menos trecetiano sigue en ruta, y de nuevo narraré la experiencia desde mi afortunado punto de vista de pasajero. Aunque esta vez me tendré que limitar a los aspectos del partido y la supermegacena, y casi ni esta última. Como los asistentes a Orio bien recuerdan, mi muela del juicio decidió condenarme a la hora escasa de mi llegada a la ciudad vasca, y limitó bastante mi participación en los eventos del finde. Por tanto, paso de puntillas por el viernes noche y sábado mañana, y empiezo con lo gordo, léase…

EL PARTIDO:

Soy de los últimos en llegar a un pabellón en el que todo esta más que listo, e intimida un poco la cantidad de gente calentando muñeca en el campo (todos en el mismo aro, encima). Pero intimida mucho más el personaje que me recibe a la entrada, inquiriéndome por mi nick de forma abrupta y envolviéndome en un abrazo de oso mientras se ríe de una forma, digamos peculiar. Sí, claro que hablo de Panasuzuka.

No tengo tiempo de departir mucho con él, mi lamentable estado físico exige un calentamiento para ver si soy capaz de jugar o no. Sorprendentemente, me siento bien, mejor que en cualquiera de los otros partidos de este blog, así que mientras no haya controles antidoping ya sé que me toca ponerme hasta arriba de ibuprofillo antes de hacer deporte-u-lo-que-sea.

Aprovecho para conocer a los desconocidos que me rodean: Ikerinho, serio y con pinta de concentración; Javielín, risueño y con pinta de festejo; y RodolfoFierro, que demuestra que no es tan fierro el león como lo pintan y tiene pinta de encontrarse algo cohibido. Cuando me canso de fallar tiros contacto en la banda con Carcan, cuya camiseta de portero de fútbol-sala nos permite romper el hielo al compartir la experiencia. Como la cosa va a empezar, solo puedo cruzar un par de palabras con Aupa y VariablesizeMike, algo que esperaba solventar después y la marcha del rojillo hizo imposible. Me la guardo.

Bueno, hablemos de basket. Tras un corto debate sobre número de equipos y jugadores, se acuerda por Flagarato disponernos en los ya clásicos Pros y Bads, con la novedad del cambio de color para aprovechar las equipaciones que Slumante han tenido a bien traer desde el sur. (equipaciones que tenían la curiosa característica de destruir fisícamente los pezones de aquellos que no tomaron la precaución de ponerse una camiseta debajo, por cierto. Es posible que esto obedeciese a un plan secreto de Slumdar, sí)
Por los bads respondemos Ikerinho, Docass, Javielín, Lagartija, Slumdar, Karmante, Carcan y el que falta. Por los pros, tenemos a Centollo, MediumMike, Aupa, Russkyi, Gwendi, Rodolfofierro, Nojavino, Incubus, Flags, la grada, la mesa y el árbitraje. Lo esperado.
Vale, a nuestro rincón. La táctica en ataque parece clara viendo nuestro horroroso porcentaje exterior y lo bruto que es lagartillo, balones dentro y que sea lo que Diox quiera. En defensa, la socorrida 2-3, claro. Seguro que algún entrenador yanqui se atribuye su creación, pero yo estoy convencido que la crearon en la primera pachanga que se jugó sin ganas de complicarse la vida.

¡Rueda el balón en Orio! Eh, espera, que esto no es fúrgol.

¡Rebota el balón en Orio! La primera posesión es nuestra, y aunque parezca mentira ponemos en práctica lo hablado en el banquillo y se la damos al Sr. Omega, que arrastra a media defensa y me la deja solito bajo el aro, de modo que hasta a mí me daría vergüenza fallar. Y conseguimos repetir la jugada un par de veces más, mientras los pros se atascan en lanzamientos exteriores que no les dan fruto de momento. Es bueno empezar bien, pero mantenerse… Los pros carburan, y deciden cerrar más la defensa. Esto tiene el doble efecto de dificultar que el balón le llegue a nuestro lagarto, y además pica a nuestros exteriores que se ven solitos y se la juegan con poca fortuna. Gwendi también se lanza a la aventura exterior, pero él sí tiene el día y la enchufa de cada vez más lejos, incluso de tres. Russkyi no defrauda a su legión de seguidores y flirtea con acierto desde el 6,25.

Empieza a pintar mal, así que recurro al Espid que corre por mis venas (Espidifen, ¿eh?) para asistir al Omega y después anotarle una tras rectificado en el aire a Gwendi que pienso verme en el vídeo una y otra vez a lo largo de los años (luego seguro que no es pa tanto). Y el que acaba con nuestra resistencia es Aupa, que pone el punto de intensidad en defensa para robar un par de balones y acabar la contra con un homenaje a su nick (el tío decía “auuupa”, y ya podía tener dos tíos colgando de los brazos y la nuca que parriba que se iba el jodío). Javielín e Ikerinho vuelven a aproximarnos en el marcador, pero es Centollo el que finaliza el cuarto con un triple que nos duele:

Pros 28 – Bad Boys 32

En el segundo cuarto es hora de las “segundas unidades”, que se aplican a ello con empeño. Mikegrande encuentra por fin su sitito de fuera y se dedica a explotarlo, dando cierta ventaja a los pros. Carcan y Karmante salen con ganas en defensa, pero en ataque se les ve algo reticentes a mirar el aro. Incubus les imita, dejándose la piel atras pero soltando la bola rapidito en ataque, que quema. Y para hablar de intensidad, pues tenemos a Nojavino que sale aceleradísimo, quizá incluso demasiado, lanzando un par de triples antes de que ninguno de los dos equipos sepa de qué va el ataque (y fallándolos). Rodolfofierro se lleva el ¿premio? a jugador más desafortunado al torcerse el tobillo poco después de su aparición, abandonando el campo sin poder aportar casi nada, otra vez será. ¡Sale Slumdar! La estrella invitada anota nada más salir a cancha, metiendo el miedo en el cuerpo a pros y especialmente a bads, que temen otro recital lanzador. Nah, luego se comede y se dedica a organizar el juego. Pero su espíritu posee a Docass, que ejerce de base yo-yo durante unos cuantos ataques, con éxito variable. Es llamado al orden por un exasperado Draco, con los delicados modales de un estibador del puerto en plan blogtroll (Diox, aún me avergüenzo). Tras unos minutos erráticos, vuelven los titulares, y comienza un festival ofensivo impropio de gente de nuestra edad. Gwendi se casca tres triples uno detrás de otro. Omegartijo le responde con 4 canastas seguiditas. Russkyi clava otros dos triples. Yo me asocio con Javielín para meter 8 puntitos entre los dos. Buf.

El marcador está igualadito, y con menos de un minuto, Docass se redime con un triple que nos pone igualaditos del tó. Pero faltaba el de siempre, el clutch player por excelencia, que clava un triple absolutamente inverosímil que nos hunde en la miseria. Nojavino, cómo no. Un robo y continuación del rojillo finiquita el segundo cuarto:

Pros 68 – Bad Boys 63

Y así acaba el partido. ¿Cómo? ¿Que era el segundo cuarto? Oh my god. Es el momento de la debacle física, y por supuesto eso es mucho más acusado en los bads. Además, otro factor interviene de forma decisoria. Gwendi, visto lo visto, se quita el limitador y mediado el cuarto comete su ¡novena! falta personal (para acabar con unas 17) secando de forma efectiva, aunque me atrevo a decir que una pizca marrullera, nuestro juego interior.

Digamos que el trascurso del cuarto se puede resumir así:

Bads mueven la bola, hasta que esta le cae a un jugador interior en buena posición…¡zasca! Bads sacan de banda, y mueven la bola hasta que le llega a otro jugador interior (el anterior está en la línea de tres, soplándose la mano)…¡rezascabumbapum! Bads sacan de banda, y se la juegan de fuera porque no queda nadie a menos de cuatro metros de Gwendi, que coge el rebote con comodidad y lanza una contra fulgurante que los agotados bads no pueden defender. Y así vemos bandejitas de LongMike, de Russkyi, y hasta de Nojavino. Carcan y Javielín aprovechan el descanso de Gwendi para trenzar un par de jugadas al poste, pero cuando éste vuelve se repite la película, y encima para mas inri el tío se casca un para de sus tiritos de cinco metros para ahondar la herida. Gartijo y yo tiramos de épica para anotar en un par de tiros cercanos, secundados por Ikerinho desde media distancia, pero el abismo ya es notorio:

Pros 96 – Bad Boys 83

Y ahora sí que acaba el partido, aunque se juegue un cuarto más. Solo hay que ver el parcial, 12-6 para los pros. Nadie está ya para nada y el único aliciente es ver la entrada de Flagrant, que sale con la moto puesta y se aprovecha de nuestro bajón absoluto (luego confesó que era su táctica preparada de antemano, para que veáis la rastrería). Por suerte la calidad no se compra, y el hombre falla unas cuantas hasta conseguir por fin su canastita y retirarse a la tranquilidad del banquillo de nuevo. Y poco más, creo que lo más destacable de este cuarto es que, al salir Flags a jugar, no pudo grabarlo. Deploreibol.

Final:
Pros 108 – Bad Boys 89

*Debo decir que el acta del partido es una fiesta. Me he ceñido a ella para evitar las críticas aceradas en Marca y As, pero una vez acabado el partido más de un pro y bad se quejó que le faltaban o sobraban puntos. Mención especial a BigMike, que vino a rogarme que me acordase de incluir en la crónica sus 7 puntitos de los que estaba tan orgulloso y en el acta ¡le aparecen 20! ¡FLAGARATO! ¡FLAGARATO!*

Vamos con los Highlights:

Mejor canasta: Hubo un par de jugadas con un par de pases rápidos que dejan solo a alguien bajo el aro por parte bad (con Lagartijo de prota, generalmente), y un par de circulaciones por fuera de los pros donde todos la tocan y Ruskyi o Gwen, solitos, clavan el triple. Tambien un par de imposibilidades físicas por parte de Aupa (y una mía, aunque hasta que no vea el vídeo pensaré que la soñé), y lecciones de fundamentos por parte de Lagomega. Pero me quedo con esta, que merece ser narrada por un locutor sudamericano:

Rebote para los boys, que lansan la esférica a Slumdar. Se desase del defensor con elegansia, con claaaase. Que bueeeeno, otro defensor pasó de laaaaargo. Quedan otros dos, pero no se achica, se meeeete, se meeete con todo. ¡Choca con la roca, el superman rojiiiillo! ¡Ay mi madre! ¡Siiiigue, paresía que no iba a poder, pero sigue! Los tres metros laaaargos de Gwendi se interponen entre él y el ojetivo. ¡Amaga por un laaaado! ¡Por el otro! ¡Laaaaaaansa por elevasion! ¡SIIIIIIIIII! ¡ES BUENO, ES BUENIIIIIIIIIIIIIIISIMO! ¡ES MUCHO MAS QUE DOS PUNTOS, ES LA SEEEEEEEEESTA DEL AÑO! ¡SLUMDAR, SLUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUMDAR!

Mejor asistencia: Centollo nos deleito con un par de sus ya famosos pases sin mirar, y la lagartijilla tenía el don de ver el hueco con el rabillo del ojo una y otra vez. Pero fue este último el que se lució con uno tras rebote que cruzó los 40 metros de la cancha para caer de forma milimétrica en las manos de Karmante bajo el aro contrario. Si la llega a meter, hubiera sido la leche.

Mejor jugada defensiva:
Aupa nos sorprendió con un par de robos vertiginosos, pero fueron los “cincos” de ambos equipos los que más destacaron. En la parte buena, con tapones e intimidación. Y en la no tan buena, Gwendi se las arregló para pegar a tres personas en la misma jugada, mientras que las manos de Lady Gagartija podían aparecer en cualquier lugar, como dentro del pantalón de alguien. Aunque me quedo con ésta, recurriendo de nuevo a mi amigo el locutor:

Slumdar corre de nuevo al contrataque, con prestansia. No parese que nadie pueda quitarle la pelooota. ¿Pero quesesto? ¿De donde salió? Un defensor se crusó la cancha corriendo para pararlo. ¡Es Flagraaaaante! Slumdar se lo quita, lo aparta, lo amaga… ¡pero vuelve! ¡Es una fiera, un gato tirando sarpasos! El balón sale dividido, Slumdar intenta protegerlo, ¡pero Flagrante se tira de cabesa! ¡Slumdar cae, se revuelca, muerde! ¡Pero Flagrante le chafa, le pasó por ensima! ¡Se la llevó, señores, Slumdar quedó noqueado y la pelota es de Flagraaaaante!”

Si Panasuzuka consiguió grabarla en video, no os la perdais.

Mejor rectificado en el aire ante un tío díez centimetros más alto en posición difícil: ¡Yo! ¡Yo! ¡La hice yo! (Como no salga en el vídeo, me hundo)

Bien, ahora toca el repaso a los implicados, empezaré por los pros:

Cap_Centollo:
Nuestro pocket-magic, puso espectáculo desde la posición de base, con pases bastante estéticos, y le dió para meter un triple y todo. A veces se recargó en exceso, abusando del yo-yo, pero en general movió con bastante orden a los pros. En defensa correcto, sin aplicarse a muerte, aunque recupero un par de balones. 7 puntitos, 6/10 asistencias (Fiba/Nba).

GreatMike: Buen manejo de balón y un tirito bastante decente, algo timorato en ataque. En defensa cumplió sin más. Mostró bastante inteligencia en ataque, supliendo a Centollo cuando la ocasión lo requería con prestancia. 20 puntos (ejem), 4/5 asistencias.

Aupa Rojillos: La fiera corrupia. De verdad que La Gartija y yo intentamos todo lo posible para que no levantase la bola, y no hubo manera, que cabezonería. En defensa amás no paraba, recupero varios balones, y fue al choque con todo el mundo, sin importarle los kilos de diferencia. En el lado negativo podemos achacarle una cierta carencia de visión periférica, comprensible ya que no se puede decir que “penetrase”, era algo más parecido a una carga taurina en la que no sabías muy bien como, pero el balón acababa dentro de tu aro. Y en la parte MUY negativa, que no se quedase después del choque es algo que le perseguirá siempre, en remordimientos y pesadillas. 24 puntazos, 10 rebotes.

Russkyi: Era el más esperado para el MVP, y aunque no tuvo mal rendimiento, no brilló como en otras ocasiones. Su porcentaje exterior fue aceptable, sin la sensación de infalibilidad de pasados choques, aunque con un par de triples demoledores. En defensa se le vió algo lento, totalmente incapaz de parar a Lartija (bueno, eso no es culpa suya) y algo falto de intensidad. Corrió al contrataque con soltura, especialmente cuando peor estábamos los bads. 21 puntos, 7 rebotillos.

Gwendi: Más pivot que nunca en los pros, escogió esa noche para dar un recital. Primero ofensivo, con hasta 5 triples (dos pisando) con gran porcentaje, y luego defensivo con gorros e intimidación. Cuando se le acabó el fuelle, dió un nuevo recital, esta vez de personales, mientras seguía martilleando el aro contrario con tiros de media distancia. 27 puntacos, 15 rebotes, varios tapones, 19 faltas personales, 8 antideportivas. Menos mal que le hemos pillado mayorcete…

Rodolfofierro:
Se le vió algo agarrotado los minutos que estuvo en cancha, pero no tuvo tiempo de soltarse por la lesión antes relatada. Esperemos a nuevas quedadas. Sin estadísticas.

Nojavino: Otra vez se empeñó en perder varios kilos durante el partido, y eso que no tiene de dónde. Corrió, lucho, corrió más, saltó, corrió otro poco… De hecho corrió tanto que se pasó de frenada en más de una ocasión, aunque cuando se centró consiguió acabar los contrataques que se le resistían en otros partidos, y no abusó de las personales. Cómo no, su triple llegó en el peor momento para nosotros. 7 puntos, 6 rebotes, un par de robos.

Incubus: El estaba para ser el perfecto anfitrión/cocinero, y eso del basket son mariconadas, pues. Se le vió bastante fuera de lugar con la pelota en las manos, y su escasa altura no era precisamente una ayuda, por lo que no jugó mucho. Al menos ayudó lo que pudo en defensa y no intentó nada complicado en ataque. Sin estadísticas.

Flagrant: Bué, se puede decir que no jugó, total…4 puntillitos, 2 rebotes, un vídeo decente (esperemos).

Y acabamos con los Basbois:

Ikerinho: Nos sorprendió (bueno, a mí, que no lo conocía) con un buen manejo de bola y cierta plasticidad en el tiro. Cayó en la trampa de los pros jugándose tiros de media distancia que no tenían rebote, aunque hay que decir que metió unos cuantos. En defensa bien, quizá algo descolocado, y falto de físico como buen bad según iban pasando los minutos. 10 puntos, 5 asistencias.

Docass: Quiso erigirse en el base del equipo, especialmente en el segundo cuarto, con resultado agridulce. No perdió balones, pero abusó demasiado del bote e intentó acabar el la jugada a menudo, con porcentajes, digamos que regulares. Fue perdiendo presencia en el partido, para acabar reflexionando en el  banquillo. En defensa no estuvo mal, ayudando por fuera y por dentro cuando fue necesario, con físico envidiable. 13 puntos, 6 rebotes, 3 asistencias.

Javielín: Empezo frío y acongojado entre tanto brutote que rondaba la zona, pero se fue soltando para aprovechar las asistencias de Lagartín y Carcan. Era el más jovencito, así que corrió un poco más y hasta finalizó alguna contra con éxito. En defensa se vio superado por las moles de Aupa y Gwendi, pero hizo lo que pudo. 14 puntetes, 5 rebotes, un par de robos.

Draco: ¡Viva el doping! Definitivamente el jugador más mejorado, más que nada porque había tocado fondo en Madrid y en este estuvo medio bien. Buenos porcentajes en ataque (excepto en triples, los tres que tiró tocaron aro y gracias) y decente aportación en defensa, al menos cuando bajo a defender. Se le fue apagando la batería según pasaban los minutos de modo alarmante, pero eso sí es lo normal. 20 puntazacos, 13 rebotones, 1 ego recuperado.

LagartijaOmega: El crack. Y lo peor es que lo hacía como si no fuese con el la cosa, no me lo imagino si nos llegamos a jugar pasta. Veamos sus números; 26 puntos (y pa mí le faltan), 22 rebotes, 10/15 asistencias, 4 tapones… No fue el MVP porque el flagarato es así, queselevacer. Algo malo de él…no sé, no era muy estético en su juego. Supongo que tener pinta de leñador vikingo le lastra en este aspecto.

Slumdar: Parece que la crónica y lo mucho que me metí con él al respecto en Graná le afectó, mira tú por dónde. Tuvo una curiosa alergia a mirar el aro, y se pasó muchos minutos en el banquillo, haciendo de entrenador/animador improvisado. En el resto de facetas nostuvo mal, movió la bola con criterio y ayudó en defensa sin matarse. 4 puntitos, 4 rebotitos, 3 asistencillas.

Karmante: Tuvo el duelo de la tarde. Entre Magartija, que se empeñaba en que metiera una canasta dejándole solito, y él, que quería mantener su hoja limpita. Al final ganó él, claro. Al menos en ataque no perdió balones y en defensa hizo lo que pudo mientras hubo físico, unos 30 segundos en cada cuarto. 2 rebotes, 1 asistencia, ea.

Carcan:
También fué de menos a más, aunque no tuvo suerte cara al aro. En defensa estuvo bastante intenso, si bien un poco blando frente a las fieras; mientras que en ataque movió y se movió bien, quizá falto de confianza en los tiros. 2 puntos, 7 rebotes, 2 asistencias.

*Nota: los rebotes y las asistencias son apreciación mía, no existe acta de eso (aún). Puede que tengan el doble o la mitad, es solo para que os hagáis una idea general. Como los puntos ya tienen su ración de fantasía, me pareció bien hacerlo. *

Y eso dió de sí el partido. Para acabar la crónica, una pequeña mención a la cena, en la que vi pasar frente a mí sabrosos manjares sin poder catarlos. Menos mal que Karmante tenía recién activada la vena “papá” y veló por mi hasta el punto de robar pescado en otras mesas para ponerla en mi plato, ganándose así mi amor perpetuo e incondicional. Eso no quita para que me una a los elogios al anfitrión, que se desvivió por nosotros (¿cuántos kilos perdió?) de forma totalmente sacrificada para que todo fuera perfecto. Un escarricasco muy grande para él.

Poco más, ya han destacado el protagonismo de Panasuzuka en las conversaciones, tanto en los temas como en el volumen de comentarios y risa (imaginad una hiena con la carrera de tenor). Su táctica era parecida a la que usan en tómbolas y sálvames, soltar una frase lapidaria y crear un encendido debate alrededor. Como ejemplos, “Ricky es el mejor jugador del mundo, incluida NBA”, “No ha aparecido más que un buen grupo de música desde 1990 hasta hoy”, “Hay más tralla en el final del bolero de Ravel que en cualquier canción heavy”. Dichas por él tienen más gracia, claro.

Y ahora sí que se acabó para mí, por desgracia. Despedidas que son “hasta pronto” y muchos abrazos, buenos deseos para mi muela y la sensación de algo mágico que se desvanece…hasta la próxima ocasión.

¡Hasta pronto!

PD- Al final de la cena intenté hacerle la pelota a TinyMike, con el triste resultado de que no solo no guarda buen recuerdo de mí, si no que no se acuerda en absoluto…snif. Pa una vez que me esfuerzo.

PPD-Estuve a punto de hacerle una foto durmiendo a Omertijo, que le daba un nuevo significado a “dormir como un bebé”, en posición semifetal con la mano en la boca y cara de placidez absoluta, efecto reforzado por lo grande que es. No lo hice al final por las connotaciones homoeróticas, que con Slumdar por medio hay que tener cuidadito…

FLAGRANT’S CUT DEL VÍDEO DEL PARTIDO

Anuncios

36 pensamientos en “REPORTAJE DE LA FINAL DE ORIO por Draco, Flagrant, Greatmike, Karma y Slumdar (ACTUALIZADO)

  1. Draco, ande estaba yo en esas dos jugadas???? ;-). Es igual, me gustan de todas formas.

    Una cosita: que me he redimido de mi fama de chupón en ese partido debes dejarla meridianamente clara en las crónicas posteriores (para los siguientes partidos no te prometo nada) ;-).

    Eso sí, se te sigue notando cierto resquemor, porque cuando hablas de mí lo haces en términos como puntitos?, rebotillos? asistencillas….ayyyy, rencoroso…aun no me has perdonado y yo no te he dicho ni media de tus MAS DE 3 TRIPLES (yo conté por lo menos 6) y tus 0% en ellos. Veo que la diferencia entre tu memoria y la mía sigue siendo numérica y muy, pero que muy sesgada. Pero como esta vez tenias la escusa de la muela del JUICIO?….aceptamos pulpo como animal de compañía.

    P.D. No juego ni un partido más en el que no haya un árbitro decente. Lo mío intenta ser basket,(suponiendo que sepa jugar, que es mucho suponer) pero algunos han inventado el RUGBASKET. Que no digo yo que no sea divertido, pero a mi edad en muuuuuuuuuuyyyy doloroso, y ya no estoy pa esos trotes.

    P.D. Y lo bien que nos lo pasamos echándole pan a los patos????

  2. jaja, ya tardabas en quejarte, Slum, todo el partido practicando el lloro-basket…
    Si tampoco pegábamos tanto!!
    Y, si lo hacíamos, seguro que era sin mala intención…

  3. Viniendo de ti Aupa, no es ningún consuelo tio ;-), tu eres un mulo de carga cabrón¡¡¡¡, pero yo soy una mariposilla frágil y delicada ….

  4. O sea, que haya árbitro o no haya, siempre dáis leña… 🙂

    No, si al final me echaréis de menos y todo.

  5. Echarte de menos Via???, si llegas a ir a Orio, me pongo detras de ti y no salgo de ahi en todo el partido…

  6. Fenomenal la crónica Draco, jeje
    Lo que pasa es que me estoy encasillando como pasador… el próximo partidito prometo meter al menos 20 ptos, hala…

  7. Bueno, cap…yo me estoy encasillando como mulo de carga taurina sin visión periférica.
    Pero no hay nada que pueda hacer al respecto, estoy viejo para aprender a jugar de otra forma, qué le voy a hacer!

  8. Os anuncio que ya ha finalizado la fase de montaje del la película:

    Blues Bad Boys vs Yellow All Stars.
    Orio, 11 de septiembre de 2010.

    En cuanto lo suba a youtube lo incorporaré a éste post. De momento estamos a la espera de autorización de unos derechos de imagen de un participante.

  9. Por si soy yo, que conste que te autorizo.
    A cambio de un porcentaje de las ganancias, claro, jeje.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s